La Maja


DESCUENTO DEL 5% EN PEDIDOS SUPERIORES A 150€


GASTOS DE ENVÍO GRATIS A PENÍNSULA EN 48 HORAS

Mostrando el único resultado

Nuestra empresa Alfar La Maja se fundó en 1997. Es una empresa familiar dedicada exclusivamente a la producción de Aceite de oliva virgen extra La Maja, de muy alta calidad. Nos encontramos en un enclave muy fértil, cerca del río Ebro. La empresa es propietaria de sus cultivos y su almazara lo que nos permite mantener un control total del proceso.

Que esperar al comprar aceite de oliva La Maja?

Trabajamos mayoritariamente la variedad arbequina, y en menor proporción la Arbosana, Koroneiki, Empeltre y Picual. Nuestro aceite posee un inconfundible aroma a tomate y tomatera, hierba fresca y alcachofa, y un sabor almendrado, algo amargo, con un toque picante, y fluido y dulce al final. Por todo esto hemos sido galardonados en diferentes concursos internacionales.

Cosecha temprana y molturación en frío

Los cultivos son intensivos y mecanizados. Recogemos la aceituna cuando aún está en envero, para conseguir el aceite más verde y denso posible. El objetivo es que la aceituna no toque el suelo y se molture en menos de 12 horas. De este modo evitaremos que se inicien procesos de fermentación que perjudicarían a la postre al aceite. La molturación se hace en frío, lo que obviamente disminuye la productividad de la aceituna, pero nos asegura que el aceite mantiene todos sus componentes intactos (el calor los volatiliza, aunque permite mejorar el rendimiento, hay que elegir…).

Variedad de presentaciones

Lo envasamos en latas, garrafas y botellas. Las latas por ejemplo son ideales para conservar el aceite, nos dejan pasar la luz y lo aíslan bastante bien del calor. Las garrafas son de plástico duro, ligeras y manejables, pero deben conservarse en lugar oscuro y fresco. Tanto en latas como en garrafas, de contenido superior a los 2 litros, se aconseja ir traspasando a aceiteras de cristal el aceite que vayamos a consumir durante la semana, para evitar abrir demasiadas veces los envases y dejar entrar oxigeno nuevo, que perjudica también al aceite. Las botellas, son de cristal oscuro, para protegerlas de la luz, y poseen un elegante diseño. Muy solicitadas por restaurantes.