aceite arbequinaEl origen de aceite arbequina se remonta al siglo XVII. Fue en aquella época cuando el duque de Medinaceli trajo esta variedad de olivo originaria de Palestina a España. Le dio el nombre de Aceite Arbequina en honor al municipio de Arbeca, en cuyo castillo habitaba el duque. Existe otra historia paralela sobre el origen de este tipo de aceite de oliva. También proveniente de Palestina pero esta vez plantada en tierras de Lérida (Les Garrigues) por nobles aragoneses.

Los olivos productores del aceite arbequina presentan una gran resistencia al frío. Debido a su escaso vigor, se puede producir de manera intensiva gracias a su pequeño tamaño. Encontramos plantaciones en La Rioja, Aragón, Cataluña o Andalucía. El aceite arbequina puede ser de gran calidad, mantecoso, con algo de picor.

Características del aceite arbequina

Su olor es afrutado, con toques de manzana, almendra o plátano. Prácticamente carece de amargor o picantor. La textura de su aceite es muy fluida. Se caracteriza sobretodo por su dulzura de sabor, cuanto más madura se recoge el fruto. Se puede encontrar también aceite arbequina ligeramente amargo y picante. Esto sucede cuando se trata de aceitunas recogidas al principio de campaña, y por lo tanto su perfil organoléptico así lo refleja. En resumen, las características en términos medios de este aceite de oliva oscilan entre dulces y picantes, medianamente amargos y ligeramente verdes, frutados. Atributos medios por lo tanto muy equilibrados.

Producción de aceite arbequina

La variedad arbequina es muy apreciada y muy extendida en España. Su entrada en producción es muy temprana y la producción presenta una productividad más elevada que las otras variedades, ya que aproximadamente el 20,5% de la aceituna es aceite (grasa insaturada), pudiéndose recoger además a partir del tercer año de plantación del árbol de olivo, dando plantas de brotes largos y escasamente ramificados. Además de en España, encontramos también productores de aceituna arbequina en Argentina, Chile, Estados Unidos, Túnez o Marruecos.

DOP de aceite arbequina

Siurana, Les Garrigues, Aceite de La Rioja, Aceite de Navarra, Antequera, Sierra de Cádiz, del bajo Aragón, Aceite de Terra Alta u Oli de Terra Alta, Aceite de Mallorc, Campiña de Jaén, Estepa, Campo de Montiel, Aceite del Empordá.

Cocinar con aceite arbequina

Por su sabor dulce son ideales en ensaladas de hojas amargas: berros, achicoria, jaramago, endivia, escarola, diente de león, ruqueta. No son aceites demasiado estables, debido a su composición son bastante sensibles a la oxidación, por ello, una vez envasados deben mantenerse alejado de la luz. A destacar el nivel bajo de calorías de esta variedad de aceite de oliva, unido a su alto contenido en fibra (4,4 gramos por cada 100 gramos). Por todo esto la aceituna arbequina y su aceite son unos claros exponentes de la Dieta Mediterránea, y merecedores de ser los más extendidos en España.