conservar la memoria con aceite de olivaConservar la memoria tomando aceite de oliva? A esta conclusión han llegado los científicos de la Universidad de Temple, en Filadelfia, liderados por Domenico Praticò. Han conseguido descubrir la acción del aceite de oliva en el cerebro. Este permitiría reducir la inflamación celular y activar la autofagia (mecanismo que utilizan las células las células para descomponer y limpiar sus residuos intracelulares y toxinas) limpiando así la “basura” interior de las células y eliminando la placa beta-amiloideas y ovillos neurofibrilares (proteínas que forman conjuntos anormales en el cerebro), y finalmente reducir y prevenir los síntomas y la aparición del Alzheimer.

Para confirmar esta hipótesis se llevaron a cabo experimentos con ratones transgénicos. Se trata de ratones que van a desarrollar las tres características principales del Alzheimer: deterioro de la memoria, placas amiloides y ovillos neurofibrilares Durante 6 meses se introdujo en la dieta de uno de los grupos de ratones aceite de oliva. Los ratones que consumieron aceite de oliva presentaban mejor calidad sináptica y actividad neuronal que aquellos que no lo consumieron. El estudio ha sido publicado en Annals of Clinical and Translational Neurology. Según los científicos se trata de un descubrimiento de gran importancia ya que se cree que la reducción del proceso de autofagia marca el inicio del Alzheimer.

El siguiente paso será comprobar si el aceite de oliva ayuda a revertir la enfermedad. Es decir, que monitorizarán a ratones de más de 12 meses, que ya presentan placas beta-amiloideas y ovillos neurofibrilares, y se les introducirá en sus dietas aceite de oliva. De este modo se demostrará si el aceite de oliva no solo previene, sino que también sirve para curar el Alzheimer.

Pero no sólo ayuda a conservar la memoria

Anteriormente, los científicos de la Universidad de Temple habían ya demostrado que el aceite de oliva virgen extra, extraído en frío, contiene polifenoles antioxidantes como el hidroxitirosol que previenen la obesidad y las enfermedades hepáticas.