Seleccionar página

El aceite de oliva para el pelo actúa como hidratante natural frente al cabello dañado o quebradizo, luchando contra la sequedad y falta de brillo. Gracias a su Vitamina E conseguirás un pelo más fuerte y menos quebradizo.

El aceite de oliva hidrata el cabello y suaviza las puntas abiertas, lo que ayuda a combatir el frizz, además de devolverle al pelo la hidratación natural. Si tienes el cabello sin brillo, el aceite de oliva les devolverá vida y salud.

Aceite de oliva en el pelo

Ya en la Antigua Grecia, el aceite de oliva se usaba como producto de higiene personal y para el masaje. También en la Antigua Roma, para elaborar productos para el cuidado de la piel, como cremas y ungüentos.

Fue en la antigua civilización egipcia cuando se empezó a utilizar en la prevención de las arrugas y la nutrición del cabello. Efectivamente, tanto el consumo habitual de aceite de oliva como su aplicación tópica pueden mejorar la salud del cuero cabelludo.

Propiedades del aceite de oliva

Contiene vitamina E y polifenoles, dos poderosos antioxidantes que protegen el cabello de las agresiones externas. Entre ellas, el daño causado por el sol, uno de los mayores factores del envejecimiento celular. Contiene también vitamina C, que potencia la producción de colágeno, por lo que el pelo crece crece más grueso y fuerte.

Posee además un poder regenerativo y calmante, y aplicado de raíz a las puntas, fortalece los folículos pilosos y frena su caída. Por otro lado, sus propiedades calmantes, suavizantes y emolientes, ayuda a tratar patologías como la caspa, la psoriasis o la irritación y el picor.

Su composición nutricional frena la evaporación del agua y le proporciona lípidos para reforzar su estructura celular. De este modo, penetra en las fibras capilares disminuyendo el encrespamiento, restaurando las zonas dañadas de tu melena.

¿Cómo puedo aplicar el aceite de oliva en el pelo?

Puedes utilizar muy diversos aceites para el cuidado del cabello, aceite de coco, aceites esenciales o aceite de almendras. Pero, sin duda, el aceite de oliva para el pelo es una de las mejores opciones y a un precio muy económico. Eso sí, para aprovechar al máximo sus propiedades, lo más recomendable es que escojas un aceite de oliva virgen extra. La diferencia con un aceite convencional es la mejor calidad, por lo que conserva todas las propiedades.

Masaje capilar con aceite de oliva

La forma más sencilla es con un masaje, que empieza en el cuero cabelludo y se extiende hacia el resto de la melena. De esta manera, el aceite penetra en las fibras capilares, que absorben los nutrientes, insistiendo, con delicadeza, en las puntas.

Después del masaje, lo ideal es dejarlo actuar durante una hora, y lavarlo exhaustivamente para eliminar cualquier resto de aceite y que el pelo no quede graso. Si tienes el pelo seco, hacer esto una vez a la semana fortalecerá tu cabello y le dará un extra de hidratación.

La frecuencia del uso de la mascarilla depende del tipo de pelo. Por ello, para el uso diario es mejor utilizar el acondicionador y dejar las mascarillas para las hidrataciones. En general, la regla es, pelo normal, 2 veces al mes, pelo graso o mixto, 1 vez al mes desde la mitad hasta las puntas, sin tocar la raíz. Pelo seco, cada 10 días.

Mascarilla de aceite de oliva y miel

Para esta receta, mezcla aceite de oliva y miel en un recipiente hasta que ambas sustancias estén integradas. Aplica después esta mezcla por el cabello sin olvidar las raíces y las puntas y déjalo reposar durante unos 20 minutos. Después, enjuágalo y lávalo como lo haces de forma habitual.

Mascarilla de aceite de oliva y huevo

Mezcla cuatro cucharadas de aceite de oliva con un huevo batido y extiéndelo sobre el cuero cabelludo. Deberás dejarlo actuar durante unos 15 minutos y después lavarlo con agua no demasiado caliente. Esta mascarilla revitalizará las fibras capilares y nutrirá tu melena gracias a las proteínas del huevo.

Mascarilla de aceite de oliva y aloe vera

Mezcla en un recipiente tres cucharadas de gel de aloe vera o tres trozos de aloe vera natural con otras dos cucharadas de aceite de oliva. Puedes aplicar esta mascarilla sobre el cabello húmedo o seco y utilizar un peine para asegurarte de que penetre en las fibras capilares. Deja la mezcla reposar durante 30 minutos y después lávate el pelo con normalidad.

Adecuado para todos los tipos de pelo

Aunque pueda parecer lo contrario, el aceite de oliva también es un tratamiento adecuando para cabellos grasos. Al lavarlo con más frecuencia y con productos con el propósito de controlar el exceso de grasa, lo dañan. Como respuesta, las glándulas sebáceas segregan más grasa empeorando el problema. No obstante, no debes hacerlo con demasiada frecuencia, lo ideal es hacerlo cada diez o quince días, y solo una cucharada sopera.

¿Qué pasa si dejo toda la noche el aceite de oliva en el pelo?

El aceite de oliva puede obstruir los poros del cuero cabelludo, producir exceso de grasa, e incluso caspa. Al dejar el producto en el cabello durante toda la noche, los movimientos pueden hacer que la mascarilla capilar entre en contacto con la raíz. Por ello, es importante evitar este hábito. Algunas mascarillas o aceites pueden convertirse en excelentes tratamientos intensivos si se dejan actuar durante la noche, pero no todo vale.

 

Comprar aceite de oliva Virgen Extra

 

Y si estás en los USA no dejes de visitar nuestra Tienda! Best Olive Oil